Menu

eROT: la suspensión de Audi que genera electricidad con los baches

Cada vez se hace más frecuente, por necesario, la recuperación de energía en vehículos. El sistema más sonado quizá sea el famoso KERS que utilizan los Fórmula 1, pero cada día son más los modelos de calle que incorporan frenada regenerativa o algún sistema similar.

Hasta ahora habíamos visto principalmente sistemas que recuperan energía a través de las pérdidas energéticas que se producen en las frenadas. Ahora Audi ha dado un paso más allá y está trabajando en una novedosa tecnología instalada en la suspensión que permite generar energía eléctrica gracias a los baches. Puede sonar a magia pero es -casi- una realidad.

Audi eROT – La suspensión más eficiente viene de Ingolstadt

Audi está trabajando en un prototipo llamado eROT, en el que los amortiguadores hidráulicos empleados actualmente son reemplazados por otros amortiguadores rotativos electromecánicos, con los que Audi asegura los viajes serán aún más cómodos. Pero, además, el sistema de suspensión permitirá generar electricidad.

“Cada bache, cada curva induce energía cinética en el coche. Los amortiguadores de hoy en día absorben esta energía, que se pierde en forma de calor. Con el nuevo sistema de amortiguación electromecánica unido al sistema eléctrico de 48 voltios, aprovechamos esta energía para usarla luego”

¿Cómo? El principio detrás de eROT se explica fácilmente sobre el papel: “Cada bache, cada sacudida, cada curva induce energía cinética en el coche. Los amortiguadores de hoy en día absorben esta energía, que se pierde en forma de calor”. “Con el nuevo sistema de amortiguación electromecánica unido al sistema eléctrico de 48 voltios, aprovechamos esta energía para usarla luego”. Además, dice Audi, este sistema ofrece, tanto a ellos como a sus clientes, nuevas posibilidades para el ajuste de la suspensión.

El sistema eROT está diseñado para responder rápidamente y con la mínima inercia. Como si se tratase de una suspensión con control activo, se adapta a las irregularidades en la superficie de la carretera y el estilo de conducción del conductor. Una característica de esta amortiguación es que virtualmente tiene infinitas posibilidades de calibración, simplemente con ajustes a través del software. Se elimina la dependencia mutua de los movimientos de rebote y compresión que limita a los amortiguadores hidráulicos convencionales. Con la eROT, Audi configura la carrera de compresión para ser suave sin comprometer la tensión del rebote.

Otra de las ventajas del nuevo sistema de amortiguación es su geometría. Los motores eléctricos dispuestos horizontalmente en el eje trasero reemplazan los amortiguadores telescópicos verticales, lo que permite más espacio en el maletero.

Audi eROT_suspension recuperacion energetica

¿Y qué hay de la recuperación energética?

He aquí la otra gran revolución del sistema eROT: puede convertir la energía cinética durante la compresión y rebote en electricidad. Para ello, un brazo absorbe el movimiento del soporte de rueda. Este brazo transmite la fuerza a través de una serie de engranajes a un motor eléctrico, que la convierte en electricidad. La recuperación, en mediciones hechas durante las pruebas en carreteras alemanas, es de entre 100 y 150 vatios de media – a partir de 3 vatios en una autopista perfectamente pavimentada hasta 613 vatios en una más áspera carretera secundaria. En términos más prácticos, esto se corresponde a un ahorro de CO2 de hasta tres gramos por kilómetro.

La recuperación energética media es de entre 100 y 150 vatios de media, que suponen un ahorro de unos 3 gramos de CO2 por kilómetro

La tecnología eROT se basa en un sistema eléctrico de 48 voltios. Tal como está configurado actualmente, la batería de iones de litio ofrece una capacidad de energía de 0,5 kW/h con una potencia máxima de de 13 kilovatios. Un convertidor de corriente continua conecta el circuito del subsistema de 48 voltios al sistema eléctrico primario de 12 voltios.

Desde la marca de los cuatro aros dicen que los resultados de las pruebas iniciales de esta tecnología son prometedores, de ahí que su uso en futuros modelos de producción de Audi sea plausible. Pero hay un requisito previo y es desarrollar más el sistema eléctrico de 48 voltios, que es un componente central de la estrategia de electrificación de Audi. En la próxima versión prevista para el año 2017, el sistema de 48 voltios será el sistema eléctrico primario en un nuevo modelo de la marca, con un potencial de ahorro de combustible de hasta 0,7 litros cada 100 kilómetros.

Sobre el Autor

Diego Gutiérrez

Aprendí a leer con los nombres de los coches que veía por la calle. A los 6 días de sacarme el carné, rompí un diésel atmosférico. Disfruto conduciendo cualquier cosa con motor y ruedas y en mis ratos libres estudio cosas ingenieriles.

Sorry no comment yet.

Deja un comentario