Menu
Banner Colombes

Toyota registra el nombre “Supra” en Europa: ¡Hagamos conjeturas!

El pasado 3 de Junio la marca japonesa registró oficialmente el nombre “Supra” en la Oficina Europea de Patentes (EPO) y por ello han vuelto todos los rumores sobre el regreso de su famoso deportivo

¿Qué iba a pasar si no? Todas las pistas llevan a que, como mínimo, Toyota está desarrollando un deportivo de alto rendimiento que estuviese por encima del GT86, que pegase dentro de la línea de la marca (en lugar de delegarlo a Lexus), que pudiese ser un golpe de efecto para el panorama europeo… y que encima pueda llamarse Supra.

Cuando la palabra “Supra” llega los oídos de un Petrolhead se le pueden venir a la cabeza muchas cosas: aquel “coche de 10 segundos” de 2 Fast 2 Furious, un turbo que se oiga más que el propio motor, las siglas “2JZ”, que hacen referencia a un motor que podía modificarse hasta límites extremos o a los más consoleros probablemente también nos vengan a la cabeza las distintas versiones del modelo que aparecían en el videojuego Gran Turismo. El Toyota Supra fue un coche que nació del Celica y cuya inspiración se dice provenir del 2000 GT: motor delantero de gran tamaño y tracción trasera.

Toyota-Supra-mkiv

Cuarta generación del Toyota Supra: El Icono

Sus dos últimas generaciones fueron la prueba definitiva de la personalidad que Toyota le quiso dar a su coche, convirtiéndose esta última en un icono rompedor: estética atemporal basada en líneas curvas y suaves, una conducción y respuesta comparable a la de cualquier supercoche europeo de su época y un motor que todavía hoy es la fantasía de cualquier preparador o equipo de carreras profesional; su versión más potente (el 2JZ-GTE) podía llegar a triplicar su potencia superando los 1000 CV, y si no se quería llegar a semejante disparate aún nos encontrábamos con un motor de más de 300 CV con una fiabilidad propia de la marca. La producción del Supra terminó en el 2002 y Toyota nunca volvió a hacer nada parecido.

Aparte de sus preparaciones más tuneras, el Supra también participó activamente en la competición de alto nivel - Foto: CarThrottle

Aparte de sus preparaciones más tuneras, el Supra también participó activamente en la competición de alto nivel – Foto: CarThrottle

Aterricemos, por favor. Si nos remitimos a los hechos sólo sabemos que Toyota ha registrado el nombre en Europa al igual que lo hizo en Norteamérica hace 2 años, pero bien podrá usarse o desecharse, dado que las marcas patentan diferentes nombres para que no quedarse sin opciones a la hora de elegir el definitivo; puede salir otro Toyota con distinto nombre pero que efectivamente sea sucesor del Supra que todos conocemos. Aunque está demostrado que a la marca nipona le gusta jugar con la nostalgia; véase la terminación “86” que comparten el GT86 y aquel al que consideran su inspiración: el AE86… Incluso un dato así lo considero como una pista. Seguid leyendo…

¿Qué pruebas tenemos?

BMW y Toyota traman algo muy bueno

Acuerdo entre BMW y Toyota: Definición gráfica - Foto: Autobild

Acuerdo entre BMW y Toyota: Definición gráfica – Foto: Autobild

Ambas marcas llevan trabajando conjuntamente en un deportivo común aprovechando un acuerdo de cooperación que comenzó en 2013 y que ha dado frutos como un motor diesel de 1.6 litros que comparten en sus modelos. Este nuevo deportivo utilizaría la misma plataforma aunque con distinta estética y tecnología. La única pista en este punto nos la da BMW de la que sabemos que, en su caso, utilizaría esta nueva base para reemplazar al Z4 (¿Un posible Z5?). Tal vez en el caso de Toyota y teniendo en cuenta lo que implica ser el sucesor del Z4 podría corresponder sin problema al coupé que estaría por encima del GT86, con mayor tamaño y mayor potencia. Lo cual me parece algo muy de Supra…

El Toyota FT-1 fue una declaración de intenciones

Toyota FT-1 Concept: ¿Qué puede salir de algo tan radical?

Este revolucionario Concept fue presentado en el salón de Detroit de 2014 y todos los medios vieron en él ADN Supra, por tener algo del Lexus LF-LC (ahora convertido en el LC-500) y del clásico Toyota 2000GT. Tiempo más tarde, en el Salón de Tokio de 2015, Tetsuya Tada (Jefe de desarrollo de Toyota y creador de GT86) admitió sin tapujos que su marca estaba desarrollando para este mismo año un deportivo pensado para salir a producción que se basaría en el radical FT-1. ¿Más pistas? Tada afirmó cosas como tratarse “del hermano mayor de GT86”, siendo “un modelo completamente nuevo” que debe entenderse como “una sorpresa para los clientes”. Solo con ver el revuelo que se ha formado tras el registro del nombre podemos ver las ganas que tenemos de que Toyota nos sorprenda…

Magna Steyr sabe algo que nosotros desconocemos

Factoría Magna Steyr ubicada en Graz, Austria y donde se producirá el nuevo modelo - Foto: Wikiwanz

Factoría Magna Steyr ubicada en Graz (Austria) donde se producirá el nuevo modelo

Gracias a un chivatazo de Automotive News hemos conocido que ya se habría cerrado un acuerdo de producción de los dos nuevos deportivos de BMW y Toyota en la planta austríaca Magna Steyr.

En Magna Steyr se fabrican vehículos de alta calidad para grandes marcas y un listado de coches extremadamente variopinto lleva su sello de fabricación: desde el Mercedes Clase G hasta el Aston Martin Rapide. La parte que le toca a BMW corresponde al Mini, con el Countryman y el Paceman, los cuales dejarán de producirse en Magna Steyr para que la misma pueda dedicarse al nuevo modelo de forma total. Añadimos un plus de morbo si sumamos que el representante del constructor austríaco “tiene prohibido” desvelar ningún dato sobre el mismo.

Se puede repetir (y casi seguro se repetirá) la historia del GT86

Ojalá nos encontremos una reinterpretación tan conseguida como la del GT86 - Foto: Malaviaads

Ojalá nos encontremos una reinterpretación tan conseguida como la del GT86 – Foto: Malaviaads

Como dijimos al principio del artículo, Toyota conoce de sobra su excelente pasado deportivo y parece que quiere exprimirlo poco a poco, dejando muestras inequívocas de que nada ha cambiado. La prueba es el Toyota GT86: un deportivo económico (para lo que ofrece), pequeño pero matón, tracción trasera y muy ligero… Vamos, una reinterpretación del Corolla AE86 de 1983, que causó sensación desde el 2012 hasta el día de hoy y  que nos sorprendió gratamente tras años en los que la marca anduvo inmersa entre vehículos familiares y utilitarios que ondeaban la bandera del Hybrid Synergy Drive… Yaris, Auris, Prius y ahora, con pila de combustible, el Mirai.

Al final parece que Toyota salió contenta de aquella pequeña locura y ha decidido revivir otro de sus deportivos. Básicamente quiero decir que el Corolla AE86 es al GT86 lo que Supra puede ser a este nuevo modelo.

…Y con suerte sin ni siquiera cambiar el nombre, para que no haya confusión.

 

Sobre el Autor

Agustín Martínez

Mecánico de camino a ser Ingeniero Mecánico. Amante de los coches desde la infancia; todo comenzó con un Citroën ZX y en algún momento seguirá con un Porsche 911. Otra gran afición que tengo son los videojuegos de conducción, por lo que también podéis verme escribiendo sobre ellos aquí o jugándolos como Gustingorriz

Sorry no comment yet.

Deja un comentario