Menu

El caso del Smart que explota tras repostarlo por donde no tocaba

smar que explota

Sin duda es una noticia que no pasa desapercibida. La pobre Julie es la dueña del Smart que explota tras un repostaje erróneo. Esta madre de 54 años y nacionalidad británica, se ha convertido, muy a su pesar, en la protagonista de esta historia que tiene como causa un mal repostaje que hizo que su Smart, tras una explosión, se viera envuelto en llamas.

Este Smart que explota es el resultado de un fallo de diseño que mucho usuarios han denunciado previamente, y que Smart solucionó en el restyling

El coche en cuestión es un Smart ForTwo de primera generación, en concreto la versión Pulse de 2005. Esta generación del conocido urbanita “gozaba” de un fallo de diseño que en el restyling posterior la firma se vio obligada a rectificar.

smart-que-explota-1

Lado derecho, con el tapón del depósito de combustible

El tanque de gasolina del ForTwo de primera generación se encuentra en la aleta trasera del lado izquierdo, y en el lado derecho a la misma altura encontramos un orificio de plástico negro, que aunque en su interior rece ‘No fuel‘, la primera impresión que da es la de ser el tapón del tanque de combustible, pero que en realidad es una toma de aire que enfría el motor. La señora Julie, despistada, quiso rellenar el tanque de combustible del Smart por el orificio incorrecto, y el resultado, al accionar el contacto para abandonar la gasolinera, fue una bola de fuego. Aquí podéis ver un vídeo del momento.

Lado izquierdo, con la toma de aire en la aleta trasera

Por fortuna para la protagonista, había un hombre cerca que en un espontáneo gesto de valentía se atrevió a sacarla de entre las llamas al ver que el coche seguía estacionado al lado del surtidor de gasolina. A pesar del aparatoso incendio no se tuvieron que lamentar daños personales, salvo algún que otro pelo quemado.

En Planeta del motor: Conducir a lo Vin Diesel puede salirte muy caro | Adrian Newey ha hablado: el halo es feo

Fuente: Daily Mail

Sobre el Autor

Álex González

Ya de chico todo el mundo sabía que de regalarme algo, tenía que ser relacionado con coches. Y unos veinte años más tarde la cosa no ha cambiado. Siempre a la última en actualidad del motor y las nuevas tecnologías que lo rodean.

Sorry no comment yet.

Deja un comentario