Menu
Banner Colombes

Porsche 911 R, el paradigma del purista

En el salón de Ginebra de este año Porsche presentará a los 718 Boxster y Cayman de los que ya os hemos contado de todo, pero también conocíamos que Porsche iba a sorprendernos con algo tan atrevido como un 911 con caja de cambios manual. Aquella noticia ha cogido forma y hoy conocemos la forma definitiva del Porsche 911 R: el Porsche para los puristas y un bonito homenaje a una versión más deportiva del 911S de 1967 con el mismo nombre.

Porque sí, porque para muchos la interacción con la máquina va más allá de acelerar y frenar y el pedal de embrague es necesario para gozar de verdaderas sensaciones, porque hacer freno motor y punta-tacón nos sigue encantando, porque un cambio de levas no tiene ni la mitad de rabia que reducir dos marchas seguidas y porque a veces nos da igual la eficiencia y preferimos el espectáculo… y si tenemos un 911 GT3 con 500 CV queremos ser nosotros los que abusemos de él.

Hereda el motor del Porsche 911 GT3 RS, el bóxer de 6 cilindros y 4 litros con 500 CV a 8,250 rpm, y un par máximo de 460 Nm a 6.250 rpm que, con la ayuda de la caja manual de 6 velocidades, acelera de 0 a 100 km/h en sólo 3.7 segundos. En las fotos podemos ver un 911 GT3 a juzgar por sus entradas de aire y su capó. El GT3 que conocemos lleva un Flat-6 de 3.8 litros pero, efectivamente, lo que leímos hace días en el blog porschista vierenzestig.nl tenía razón: que este 911 R podría llevar el propulsor del 911 GT3 RS. Hablamos entonces de un 4.0 de 500 CV cuando soltemos el embrague…

En su forma exterior podemos notar que, a pesar de los rasgos GT3, se ha eliminado su monumental alerón trasero. Este dato podría verificar otro rumor que decía que si llevase el motor de 3.8 litros, tendría la potencia algo rebajada. No obstante es el único elemento que se pierde del GT3, dejando en su lugar un alerón retráctil al estilo 911 estándar. El logotipo de Porsche propio de los años 70 en las puertas es otro homenaje de calidad que contrasta con esas líneas rojas que recorren la parte superior; como homenaje al pasado es también la tapicería, que evoca a los primeros 911.

Los discos de freno delanteros, carbocerámicos, miden 410 mm de diámetro en el eje delantero y 390 mm en el eje trasero. El sistema de escape está fabricado en titanio y es el más ligero de toda la gama 911, el capó y los pasos de ruedas son de fibra de carbono y las ventanillas laterales y trasera son de un plástico compuesto. Las llantas son las mismas que en el 911 GT3 RS y están construidas en magnesio. Además, no hay asientos traseros y el equipo de audio y el aire acondicionado son opcionales. Con todo, el 911 R es 50 kilos más ligero que el GT3 RS, quedándose en sólo 1,370 kilos.

2016 Porsche 911 R_5

Lamentablemente y casi con toda seguridad estamos ante el caso de un coche que se habrá vendido antes siquiera de su debut oficial. Porsche limitará la producción del 911 R a 991 unidades y según Road & Track los compradores del 918 fueron quienes tendrán preferencia sobre los demás. ‘Fueron’, porque toda la producción está ya vendida. Quién pudiera quejarse de que por culpa de comprarse un 918 ahora también se esté pensando el 911 R con cambio manual…

Este artículo ha sido actualizado.

Sobre el Autor

Agustín Martínez

Mecánico de camino a ser Ingeniero Mecánico. Amante de los coches desde la infancia; todo comenzó con un Citroën ZX y en algún momento seguirá con un Porsche 911. Otra gran afición que tengo son los videojuegos de conducción, por lo que también podéis verme escribiendo sobre ellos aquí o jugándolos como Gustingorriz
Comments (2)
  • Sergio Ruiz González

    Y una pena que pueda ser uno de los último modelos atmosféricos de Porsche.

  • Sergio Ruiz González

    Un gran coche para los amantes y los cracks de los coches, para disfrutar como un niño. A ver si desvelan el motor definitivo!

Deja un comentario