Menu
Banner Colombes

Autódromo Hermanos Rodríguez: ¿La pesadilla de McLaren?

Llegamos a la decimoséptima cita del campeonato del mundo de Formula 1, y no se disputa en un lugar cualquiera, ya que, tras 23 años de ausencia, regresa a Mexico.

La altitud

20151009-635800025408488040_20151009155154-kSR--911x683@MundoDeportivo-Web

Los problemas de fiabilidad del McLaren-Honda pueden producir el abandono de los dos monoplazas en este particular GP|| Mundo Deportivo

El trazado que albergará de nuevo el Gran Premio de México se encuentra a 2300 metros de altitud sobre el nivel del mar. Habitualmente el circuito más duro en este sentido era siempre el trazado de Sao Paulo, a unos 700m, y en el que los motores atmosféricos ya notaban los efectos directos de este importante factor.

Si comenzamos a subir una montaña a pie por su ladera (y el cansancio no hiciese acto de aparición en nosotros) iríamos notando que cuanto más alto subimos, más hondo hemos de respirar y al mismo tiempo, más ligeros nos sentimos.

Esto se basa en que cuando vamos ascendiendo, la cantidad de aire que tenemos encima, va siendo cada vez menor. Esto produce que, poco a poco, notemos menos la presión de la atmósfera y nos sintamos, por tanto, más ligeros.

Como consecuencia de lo anterior, a medida que subimos se nos va haciendo más complejo respirar, puesto que el aire a nuestra altura no presenta tanto volumen encima suyo como antes (nos hemos quitado nada más y nada menos que 2300 metros de aire que antes teníamos encima nuestro) y por tanto, el aire se encuentra a una menor presión y esta menos “concentrado” (es algo parecido a la papelera de nuestra habitación.; cuando está llena, optamos por comprimir el contenido y aplastarlo contra el suelo para conseguir más espacio). Al estar menos “concentrado”, el aire es menos denso y por tanto, como si se tratase de los dichosos papeles descritos anteriormente, en la misma “papelera” entra menos “papel” que si hubiésemos apretado.

¿Cómo influye en el motor?

Para el motor, el alimento no es más que gasolina y aire que se mezclan y se hacen explotar en el interior de la cámara de combustión. Este aire en el caso de los motores atmosféricos se encuentra a la presión y densidad atmosférica, pero… ¿Puede esto mejorarse?

La respuesta es un sí rotundo, y es mediante el uso de un sistema de turbocompresor, que presenta entre otros componentes un compresor que aumenta la presión del aire y consigue una mayor densidad y por tanto “más papel” en nuestra “papelera” que prenderá mejor y por tanto nos entregará mayor energía y mayor potencia.

¿Qué problemas puede generar?

En los motores atmosféricos, la pérdida de potencia con la altura es instantánea (menos aire, peor mezcla y menos potencia) mientras que en los motores turbo, el compresor se ve obligado a girar a un mayor régimen con el fin de compensar esta bajada de densidad del aire.

Al girar a mayor régimen, exigimos más a nuestro compresor y por tanto pueden aparecer fallos de fiabilidad, lo que no es precisamente el punto fuerte de las unidades de potencia como las suministradas por Honda al equipo McLaren.

¿Y la refrigeración?

Por el mismo fenómeno, si nosotros tenemos un aire menos denso, metemos menos material con el que enfriar el fluido en los radiadores. Es por ello que puede ser determinante un manejo correcto de las temperaturas en los distintos sistemas del monoplaza para evitar los fallos de fiabilidad

 

Sobre el Autor

Carlos Sánchez Martínez

Estudiante de Ingeniería mecánica formado en aerodinámica y CFD aplicado a vehículos de competición y miembro del equipo de Formula Student de la UC3M, realizando el diseño y optimización mediante simulación fluidodinámica del carenado del monoplaza. Mi pasión es el motorsport y en especial la fórmula 1, a la que intentaré acercaros un poco más.
Comments (3)
  • arribi

    estoy deseando ver la carrera de este fin de semana. trazado nuevo y mucha altitud que como bien comentas afecta a la mecánica, y también a los pilotos. a ver si no acabamos viendo abandonos por problemas físicos. en cuanto a problemas mecánicos, ya veremos… va a ser un poco lotería

    • arribi

      Por cierto, la baja densidad del aire también afecta a la aerodinámima no?

      • Carlos Sánchez Martínez

        Exacto! cuanto menos denso sea el aire menos carga aerodinámica se genera y menos resistencia también, luego para conseguir la misma carga hay que poner más ángulo a los alerones!

Deja un comentario